Redes y tecnología

Buscar en fisioEducación


 

La aplicación Visible Body es una de las más conocidas (especialmente en los dispositivos móviles) para su uso como atlas de Anatomía. Es preciso aclarar que son varias las aplicaciones que Visible Body nos ofrece y la que vamos a analizar en esta entrada es la aplicación Human Anatomy Atlas. Se encuentra disponible para su uso en Windows, Mac, iOs (iPhone y iPad) y Android y nos provee de las herramientas necesarias para visualizar la anatomía humana realmente en 3 dimensiones, cumpliendo exactamente lo que promete.

Nada más introducirnos en la aplicación nos permite elegir qué visualización deseamos de la anatomía humana: esqueleto, digestivo, circulatorio, nervioso, muscular, reproductivo, respiratorio, urinario, linfático, endrocrino o por regiones, incluyendo todos estos aspectos de una zona determinada (cuello, cabeza, abdomen, etc). Una vez en la visión seleccionada, podemos ejecutar varias manipulaciones sobre ella: rotar la imagen, ampliar, disminuir la región seleccionada, desplazarnos arriba/abajo y a los lados. Es necesario indicar que para los usuarios de dispositivos móviles estas acciones aunque cotidianas con nuestros smartphones se complican un poco, dado que, por defecto y utilizando un único dedo, lo que conseguimos es rotar la imagen y no desplazarnos como de forma intuitiva podríamos esperar. Para desplazarnos debemos usar al menos dos dedos y la aplicación no responde todo lo fluida que se espera de esta acción. Este es uno de los pocos "peros" que se le pueden atribuir, ya que el resto funciona a la perfección (salvo el aspecto idiomático que trataremos luego). 

Teniendo una región anatómica a la vista, podemos pulsar para seleccionar cualquier elemento que aparezca en pantalla: un nervio, músculo, órgano, y una vez pulsado podemos ver su definición, texto explicativo de dicha estructura y, lo más útil, podemos pedir que la oculte para seguir viendo estructuras anexas que quedaban tapadas por la primera. Para mí es una de las funciones más interesantes, dado que las relaciones estructurales entre los tejidos es mucho más comprensible de esta forma. Podemos mirar y estudiar distintas vistas anatómicas en un libro que, por muchas que nos muestren, no llegaremos a hacernos una idea tridimensional tan clara como conseguimos con esta aplicación. Unir la ocultación de estructuras con el giro de la imagen en pantalla nos aporta una visión en 360º francamente provechosa. Eso sí, es más práctico y sencillo de realizar en tabletas que en smartphones, dado el tamaño de pantalla que nos favorece incluir todas las estructuras que deseamos para ser visualizadas. En la imagen superior que acompaña a esta entrada, puedes observar una región a la que, progresivamente, se le han ido ocultando estructuras, hasta que hemos llegado a la columna lumbar.

Otro aspecto en el que esta veterana aplicación ha mejorado es la posibilidad de dibujar directamente sobre una vista anatómica e incluir texto y permitir guardar esta nota con la imagen para poder revisarla posteriormente. En el campo de la educación es evidente su utilidad, pero también es muy práctico para explicar aspectos a nuestros pacientes directamente sobre una imagen de su estructura lesionada. En la imagen inferior se puede ver la aplicación para Mac y, a la derecha, una nota tomada sobre la misma vista.


 

Otra característica que puede ser de mayor utilidad para estudiantes (o para comprobar nuestros propios conocimientos) son los Quizzes: seleccionamos una región anatómica y un sistema (por ejemplo el sistema óseo de la cabeza) y a partir de ahí nos pide que marquemos las estructuras que nos va nombrando, ofreciéndonos posteriormente los aciertos obtenidos. Con estos quizzes aprenderemos tanto anatomía como idioma inglés ¡No se puede pedir más!

En las plataformas en las que está disponible, cuenta con versiones gratuitas o lite, es decir, versiones menores de la aplicación original con características o tiempo de uso limitados o que cuentan con compras dentro de la aplicación. No es la versión completa pero permite probarla con nuestro propio dispositivo para así atestiguar el correcto o incorrecto funcionamiento y evitar tener que reclamar después, si no nos satisface, el coste de la aplicación. Bien podían el resto de desarrolladores de aplicaciones ofrecer una prueba inicial, al menos aquellas que tengan un coste más elevado a los 1 ó 2€ a los que estamos acostumbrados.

Ficha técnica
Aplicación:
Visible Body Human Anatomy Atlas
Desarrollo:
Visible Body
Compatible:
PC, Mac, iOS (iPhone y iPad), Android
Precio:
27,99€ para PC y Mac
24,99€ para iPhone+iPad (universal)
22,78€ para Android
Funciones:
Visualizador de estructuras anatómicas con descripción de elementos (en inglés).
Terapias:
No lo utilizaremos en ninguna técnica en concreto y quizá sí en todas. Puede servir para un repaso rápido anatómico o para explicarle al paciente in situ y tridimensionalmente algún concepto que pueda entender así mejor sobre su problema. Sabemos que una imagen vale más que mil palabras, pero si además la podemos rotar y visualizar en 3D, vale todavía mucho más ;).
Lo mejor:
La posibilidad de girar y rotar imágenes, ampliarlas o disminuirlas y ocultar estructuras para ver realmente en 3D la región anatómica que nos interese.
Lo peor:
Sólo está disponible en idioma inglés, esto no debería ser en sí un aspecto negativo, pero las denominaciones de las estructuras provenientes todas del latín pueden ocasionarnos algún error o dificultad al no encontrar la expresión correcta en castellano cuando el músculo, nervio u órgano tiene un nombre cuyo origen no es de esta lengua muerta.
Otro aspecto negativo es el precio, que si bien no es caro para lo que ofrece, puede que no estemos acostumbrados a desembolsar ese coste especialmente en plataformas móviles como tabletas y smartphones, donde la tendencia generalizada es a pensar en las aplicaciones como algo gratuito o de importe mucho más reducido.

Compártelo

Este sitio web utiliza cookies para su correcto funcionamiento.
Continuando la navegación, aceptas su uso.